Underground barcelonés musical

jueves, 28 noviembre, 2013

Por

 

Aprovechando el espléndido momento que está viviendo la música nacional, cada vez más creativa, imaginativa y desligada de los referentes foráneos, me ha parecido interesante presentar cinco proyectos barceloneses con disco reciente –o inminente-. Una heterogénea selección que recoge propuestas de muy variada sensibilidad estética y que se mueven por lugares y espacios muy diferentes.

UNA BESTIA INCONTROLABLE. – “Observant com el món es destrueix” (La vida es un mus, marzo 2013)

Conformado por miembros de bandas como los recién disueltos Crosta, los también disueltos Destino Final o GLAM, Una Bestia Incontrolable son un abrasivo grupo de la eléctrica escena punk barcelonesa. Su música combina el amor por el feedback de grupos como Flipper,  la garra del hardcore, el grosor viscoso de las vertientes más sucias del metal y trepanadoras guitarras sicodélicas herederas de los Stooges o Loop para dibujar un sonido que despeina hasta al más pintado.

Su trayectoria hasta el momento ha sido fulgurante: en apenas un año la banda ha hecho giras por los Estados Unidos, asaltado con olas de distorsión salas y okupas de lo más diversas y ha editado su primer disco “Observant com el món es destrueix”. Un trabajo de ambivalencias y contrastes tanto sonoros como visuales que cuenta con angustiadas letras en catalán. Y si bien el disco mola, es en directo donde arde Troya tras la somanta de palos que reparte su imponente ejército de amplis. Todavía recuerdo la segunda vez que les vi, en el Casal de Joves de la Guineueta, donde su intensísimo pase consiguió que Extinción de los Insectos –ex Campamento Ñec Ñec/Ensaladilla Rusa- quedaran como un grupo casi inofensivo. No se los pierdan.

LUCRECIA DALT. – Syzygy (HEM, 2013)

A pesar de residir actualmente en Berlín, esta artista colombiana ha desarrollado la mayor parte de su carrera en Barcelona. “Syzygy”, su recién editado tercer trabajo, es su disco más abstracto hasta la fecha y supone un paso adelante después de la edición de “Congost” (2010) y “Commutus” (2012). A diferencia de este último, basado primordialmente en la modificación de los sonidos de su bajo, su nuevo disco presenta una huida hacia las formas más ingrávidas de la canción, sumergiendo su voz y sus composiciones entre bucles, agudos y subgraves para desplegar toda una inquietante nebulosa nocturna que versa alrededor de la soledad, la confusión y la incomunicación.

No en vano, este es un trabajo de miradas turbias y sonrisas misteriosas, para el que la autora confiesa haberse inspirado en un crisol de referencias entre las que hay cineastas como Bergman o Antonioni e intelectuales como Max Weber o Walter Benjamin. Un disco en el que Lucrecia potencia tanto la experiencia auditiva –se recomiendan los cascos- como el uso del estudio como instrumento y cuyas composiciones, de naturaleza abierta y episódica, la sitúan  en un espacio deshabitado: entre el pop de habitaciones cerradas y un eventual muzak para espacios amorfos francisbaconianos.

ELSA DE ALFONSO Y LOS PRESTIGIO – Ep por editar (Canada, primer trimestre de 2014)

Elsa de Alfonso es una veterana de la escena indie barcelonesa. Otrora líder de Villarroel, así como ex componente de Kana Kapila y actual baterista de Imperio, su último proyecto es Elsa de Alfonso y los Prestigio, para el que se ha arropado con miembros de Extraperlo y Doble Pletina. Su puesta de largo vendrá en forma de ep, a editar a principios de 2014 por Canada.

Sus más recientes canciones previas, como “Gardenias” o “Lo nuestro”, muestran que Elsa mantiene sus hechuras de compositora pop clásica, aunque permutando los ocasionales tramos jangle de Villarroel y los manierismos propios del pop australiano por un gusto creciente hacia el sonido sintético, extendido y lujuriosamente arreglado de los 80. Con los Prestigio únicamente ha enseñado “El Oleaje”, una agridulce carta de presentación acerca de la inconsistencia de las preferencias y de las elecciones que viene acompañada por un videoclip en el que nuestra protagonista es la reina del mambo. Esta pegadiza y encadenadora canción es la primera piedra de un proyecto que promete entregar arrebatadas composiciones acerca de las vicisitudes del amor y del deseo.

COÀGUL – La Roda de la Justícia (Màgia Roja, 2013)

Después de más de un lustro paseándose por okupas, tugurios y espacios de lo más diverso, 2013 ha visto la eclosión definitiva de la insólita propuesta del joven músico y dibujante catalán Marc O’Callaghan, más conocido como Coàgul: una residencia en Gràcia Territori Sonor, conciertos en el Sónar, MEM y LEM, una exposición en Mutuo, la puesta de largo de su grupo Tres Cruces o una casete editada en Burka for Everybody son algunos de los eventos que han quemado sus últimos 12 meses. “La Roda de la Justícia”, un recién horneado debut en vinilo en el que repasa y regraba  viejas composiciones,  supone su primer lanzamiento a gran escala y es un merecido broche de oro para un rodadísimo cancionero.

La música de Coàgul es una experiencia física e inmersiva, en la que un delgado y fibrado chico con la cabeza rapada declama y escupe persuasivamente una metralla lírica que evoca representaciones atávicas y universales, figuras de la naturaleza y sentimientos viscerales. Temas como la abnegación, el castigo y el deseo se funden en una argamasa de poso industrial. Todas estas simbolistas y pasionales proclamas son exhortadas mientras el autor va surfeando alrededor de virulentas hondonadas de sintetizador, tintineantes campanas y marciales y minimalistas ritmos que consiguen sumir al oyente en trance. Al igual que lo de Suicide o Iggy Pop, lo suyo es puro rock’n’roll.

CRISTIAN DE SUCRE – Sistema Natura (Detakon, 2013)

El debut en solitario de Cristian de Sucre –una de las tres cabezas de Ojos Sin Rostro (otrora Les Yeux sans Visage) así como miembro fundador de la promotora y disquera Detakon- es un ambicioso lanzamiento que toma las formas de banda sonora para un filme imaginario y es el resultado de dos años de trabajo. Así, entre cajas de ritmos, teclados, sintes, samplers y grabaciones transcurre un disco con efluvios del detallismo pop ochentero y la ocasional quietud blanquecina del minimalismo y la contemporánea. Un disco de esbelto caminar, elegante como un flamenco rosa y que tanto puede evocar a Badalamenti como a Carpenter, Satie, Advisory Circle o David Sylvian.

Tratándose de un álbum tan rico en imágenes es menester señalar la multitud de referencias en las que se inspira el autor para construir su historia, y es que el álbum está trufado con guiños a tiempos y épocas pretéritas –la antigua Roma, Grecia o Fenicia-, elementos de la naturaleza –océano, polvo o tierra- y figuras a las que se les supone un elevado sentido del honor –mártires, madres o caballeros-. Situaciones bajo las que traza un variado ecosistema: a ratos extáticamente cósmico y escapista, a ratos contemplativo, a ratos floreadamente épico. Todo este colorido aleteo da como resultado una bella y romántica rara avis que viene acompañada de un sugerente vídeo de presentación.

Barcelonés está editado por
Until We Change It.

Contactar para oportunidades de
Publicidad.

Política Editorial