Lana del Rey, las chicas malas y el VIDA Festival

miércoles, 2 julio, 2014

Por

 

¿Quién no se acuerda del momento en que Lana del Rey apareció en nuestras vidas, a través de aquel vídeo de youtube, y demandó nuestra atención de una manera que nadie pudo resistir? Nos enganchó con una balada que recordaba un poco a Cat Power y algo de Mazzy Star pero con una producción mucho más orquestal y lujosa, unos arpegios de arpa oníricos y unos violines sacados de alguna película de los años 60 donde las mujeres llevan el pelo cardado, tienen los labios pálidos y tienen el aspecto corporal de Jane Shrimpton, este modelo del Swinging London que la llamaban “La Gamba” por su esbelta figura. Y todo esto acompañado con un vídeo de aire casero, un montage de cartoons vintage, películas antiguas, planos de parejas, de skaters de celebrities, de flores y de Lana, una joven misteriosa con labios carnosos, pelo liso pero voluminoso y uñacas, un híbrido extraño entre una niña choni y una modelo sacado directamente del 1966. Fue magia pura. De repente todos ansiábamos saber más de ella y a la vez, enamorarnos locamente de alguien.

Me acuerdo que la primera vez que me enteré de “Videogames” fue cuando una amiga de Atenas posteó la frase “I heard that you like the bad girls honey, is that true?” en su muro de Facebook y debajo puso el link del videoclip. Y la frase, tan cliché pero a la vez tan pegadiza, me hizo curiosear. Tal vez porque me entró la pregunta: ¿es Lana la chica mala de que se refiere o es una chica buena que está agoniosamente preguntando a su novio sobre sus verdaderos gustos, con el corazón temblando? Y me hice a mí mismo la misma pregunta: soy realmente “malo” (más bien usaría la palabra “salvaje”), como me gustaría a veces pensar, o soy bueno (como otras veces me gustaría pensar, según como me conviene) y me van a dejar siempre para alguien que radia más peligro y aventura? Esta pregunta me llevó a acordarme de cuando mi vida sexual arrancó, cuando me consideraba un chico bueno. Pensaba que atraía a los amantes con mi sentido de humor (o del ridículo), con mis conocimientos aleatorios sobre mil y unos temas diferentes, con mi personalidad, con mis palabras y acciones románticas (grabar cintas con portadas hechas a mano y demás cucadas de quinceañera)…pero nunca pensé que tenía un físico demasiado atractivo ni que fuera sexy ni que tuviera este encanto de hombre fatal que tanto me gustaría tener. Tras mis primeros fracasos amorosos y un par de abandonos especialmente dolorosos mi comportamiento empezó a cambiar. Hasta en los momentos mas tiernos de mis relaciones amorosas, hasta en las cimas más altas del abandono, guardaba bien la cuchilla debajo del almohada, cultivaba la duda, me hacía pasar por una mariposa elusiva, me rodeaba con un aire de misterio, inasequibilidad emocional y peligro , perfeccionaba la mirada de zorra y nunca dejaba mi guiño desarrollarse en una sonrisa para que no pareciera blando, mono, cuqui, débil, fácil de herir. Y hasta un cierto punto, funcionó: mis novios siempre se quejaban que por muy manso y enamorado que parecía, había en mi algo que nunca podían captar, un elemento que les daba inseguridad y les obligaba a estar siempre alertos. BIEN. Obviamente por dentro siempre era el mismo blanducho y pendiente de siempre y lamenté cada una de mis rupturas con la intensidad debida. Cerrando este paréntesis, la frase que cierra el estribillo de “Videogames” fue la primera cosa que me enganchó y que hizo que mi corazón latiera con el mismo ritmo militar de los tambores tan característicos de la canción.

Y luego viene la paradoja en “Videogames”, donde Lana, aunque supongamos que sea ella la chica salvaje, canta sobre una relación desde  un punto de vista sumiso. Está viendo a su novio jugando videojuegos mientras bebe cervezas y esto junto a con estar con colegas es lo que ella llama diversión. Está tan enamorada que los momentos más mundanos los vive como si fueran el paraíso en la faz de la tierra al lado de su amado. Y usa una frase robada de otra canción, “Heaven is a place on Earth” de la Belinda Carlisle. De esta manera nos introduce en este universo suyo lleno de frases clichés, contadas ya innumerables veces, que adquieren un poder postmoderno cuando salen de sus labios sensuales. Todo es por y para él, él, todo lo que ella hace. Its you, it´s you, it´s all for you, everything I do…Y con estas palabras ella ha conectado con medio mundo. ¿Por qué quien, por muy fuerte de carácter que sea, por muy interesante o autosuficiente que sea, no se ha visto en esta posición de sumisión, desarmado completamente por el amor, perdiendo los papeles y aguando su personalidad y sus prioridades para unirse con otra persona? ¿Quién no ha aguantado todas estas manías y peculiaridades de alguien, quién no ha cometido locuras por amor? Hasta las chicas malas tienen su talón de Aquiles. Al fin y al cabo, como dice la canción, vale la pena vivir solamente si alguien te ama. Dejando aparte si esta conclusión es demasiado simplona, es verdad que queda fetén en una canción.

“Videogames” siempre ocupará un puesto especial en mi corazón. Por todas las cosas que he hecho por amor, por todas las veces que he olvidado quien realmente soy y que realmente quiero para navegar en los oceanos guiado por vientos ajenos. No es algo que puede durar demasiado porque al final siempre acabamos acordándonos de cual es nuestro camino y dejamos atrás todo lo que nos retiene. Eso pasó con Lana y aquel novio. Sus caminos se partieron, ella imortalizó sus brazos fuertes y sus modales y costumbres en una canción y luego empezó conquistar el mundo. Pero tuvo su momento, antes de estar en el ojo del ciclón mediático, antes de estar lapidada viva por los periodistas, antes de ver su estilo copiado por las revistas y las jovenzuelas, antes de estar encima de un escenario muerta de miedo, antes de dar mil explicaciones sobre su carrera (¡dejad a la chica en paz, pesados!), antes de tener el morro de declarar que le gustaría morir (si Lana, claro…) y antes de reinventarse ahora mismo como una musa del rock lánguido, que solamente fue la chica de alguien y que contemplarle jugar videojuegos fue su maxima aspiración a la felicidad. No he estado nunca con nadie que estaba obesionado con su consola pero puedo entender a Lana. He sentido el paraíso en la faz de la tierra al lado de alguien que me tiraba hacía atrás y os puedo asegurar que una vez superado esto, me siento más fuerte, más maduro y a veces, melancólico. Que bonito puede resultar ser sumiso de vez en cuando…por muy salvaje e indomable que aspires a ser.

Lana del Rey actúa este 5 de julio en el VIDA Festival.

VIDEOGAMES
Swingin’ in the backyard
Pull up in your fast car
Whistlin’ my name
Open up a beer
And you say, «Get over here
And play a video game»

I’m in his favorite sun dress
Watchin’ me get undressed
Take that body downtown
I say you’re the bestest
Lean in for a big kiss
Put his favorite perfume on
Go play a video game

It’s you, it’s you, it’s all for you
Everything I do
I tell you all the time
Heaven is a place on earth with you
Tell me all the things you wanna do
I heard that you like the bad girls, honey
Is that true?
It’s better than I ever even knew
They say that the world was built for two
Only worth living if somebody is loving you
An’ baby, now you do

Singin’ in the old bars
Swingin’ with the old stars
Livin’ for the fame
Kissin’ in the blue dark
Playin’ pool and wild darts
Video games

He holds me in his big arms
Drunk and I am seein’ stars
This is all I think of
Watchin’ all our friends fall
In and out of Old Paul’s
This is my idea of fun
Playin’ video games

It’s you, it’s you, it’s all for you
Everything I do
I tell you all the time
Heaven is a place on earth with you
Tell me all the things you wanna do
I heard that you like the bad girls, honey
Is that true?
It’s better than I ever even knew
They say that the world was built for two
Only worth living if somebody is loving you
An’ baby, now you do

Na-now you do, now you do, now you do
Na-now you do, now you do, now you do

It’s you, it’s you, it’s all for you
Everything I do
I tell you all the time
Heaven is a place on earth with you
Tell me all the things you wanna do
I heard that you like the bad girls, honey
Is that true?
It’s better than I ever even knew
They say that the world was built for two
Only worth living if somebody is loving you
An’ baby, now you do

Na-now you do, now you do, now you do
Now you do
Na-now you do, now you do, now you do

Barcelonés está editado por
Until We Change It.

Contactar para oportunidades de
Publicidad.

Política Editorial