Escuela (infantil) de calor

En el mismo momento que empiezan las vacaciones de los niños empiezan también los quebraderos de cabeza de los padres para que el verano no se convierta en un “me aburro” en forma de mantra. Aunque el presupuesto no de para grandes hazañas, la ciudad ofrece suficientes actividades como para que la agenda de los más pequeños sea variada y entretenida. Por