Librerías de Barcelona (1)

Viernes, 23 Mayo, 2014

Por

 

Esta es la primera de dos entregas dedicadas a algunas de las librerías barcelonesas más significativas, e inspiradas por la reivindicación que articula el escritor Jorge Carrión en su ensayo “Librerías”. Además de conocidos centros neurálgicos como La Central, la Laie y Alibri, Barcelona alberga una red de librerías que, como señala Carrión, “suplen el fondo, la ʻcantidadʼ, con una energía cultural, de amistad, de conversación, de complicidad” cuya existencia es fundamental para sostener el tejido cultural de la ciudad. Esta primera entrega reúne librerías cuyo fondo alberga géneros, lenguas y formatos diversos. La segunda entrega estará dedicada a una decena de librerías especializadas en ámbitos más específicos.

1. Documenta
Pau Claris, 144
documenta-bcn.com


Documenta está inmersa en el difícil proceso de reinventarse manteniéndose fiel a la filosofía con la que nació de la mano de Josep Cot y Ramon Planes en 1975: ser un espacio cultural, defender las humanidades y primar la calidad por encima de cualquier otro criterio. Sus responsables la presentan como “la única librería de tamaño aceptable, independiente de cualquier tipo de cadena, que puede ofrecer un servicio completo de libros en papel”. Desde 1980 convoca también el Premio Documenta destinado a autores jóvenes, que actualmente se otorga en colaboración con la Editorial Empúries.

La librería se enfrenta hoy a dos cambios fundamentales: tres años después de la jubilación de Planes, Cots ha vuelto a formar tándem, esta vez con un socio más joven, Eric del Arco, ingeniero de formación y ahora librero, con la intención de dar continuidad al proyecto de cara al futuro. Además del traspaso generacional, la librería se ha enfrentado a la rescisión del contrato de alquiler del local, que ha resultado en el traslado a otra sede. Después de una exitosa campaña de micromecenagzo, la nueva Documenta abrirá a finales de este mes de mayo en la calle Pau Claris 144. Esta ubicación incluirá un espacio preparado para acoger actividades relacionadas con las humanidades, en convenio con las universidades que ofrecen grados humanísticos.

2. +Bernat
Buenos Aires, 6-8 (Antiga Esquerra de lʼEixample)
libreriamasbernat.com

Los orígenes de +Bernat se remontan a una librería-papelería de barrio que Montse Serrano gestiona desde 1978. En 2009 se constituyó como cooperativa de socios – cuyo número ha ido creciendo hasta llegar a los 50 actuales– y se expandió al local colindante, anteriormente ocupado por una tienda erótica; “por una vez el negocio de la cultura desbanca al negocio del sexo”, señala Montse. La evolucionada +Bernat se define como almacén cultural: es una librería, cafetería, sala de exposiciones, de conciertos y representaciones teatrales… se organizan también talleres literarios y se ofrece un servicio editorial integral, desde el asesoramiento hasta la publicación y la venta.

3. Taifa Llibres
Verdi, 12 (Gràcia)
taifallibres.com


En 1993, José Batlló fundó Taifa Llibres en la calle Verdi y desde entonces es uno de los puntos de referencia en el poblado mapa de librerías del barrio de Gracia. En 2013 Batlló se jubiló por razones de salud y la gestión del proyecto pasó a manos de Jordi Duarte y Roberto García, que llevan la librería con la ayuda de Elena Mateos. Taifa acoge las secciones habituales de una librería de humanidades, a excepción de religión y con especial énfasis en literatura, cine y movimientos sociales. Completan la propuesta un nutrido fondo de editoriales independientes, la convivencia entre libros nuevos y de segunda mano y una programación de actividades afines al carácter de la librería, desde presentaciones de libros hasta representaciones teatrales y colaboraciones con entidades sociales.

4. Pequod Llibres
Milà i Fontanals, 59 (Gràcia)
pequodllibres.com


Pequod Llibres, que toma su nombre del barco ballenero del clásico de Herman Melville, acaba de celebrar su tercer aniversario: en mayo de 2011, Consuelo Gallego y Pere Fernández, documentalista y traductor respectivamente, abrieron una librería especializada en novela y narrativa cerca del Mercat de lʼAbaceria, en Gracia. En Pequod hay una cuidada selección de libros nuevos y de segunda mano, y una importante presencia de obras publicadas por editoriales independientes. Convertida en punto de encuentro, da cabida también a actividades diversas, siempre partiendo del denominador común libresco y en ocasiones en colaboración con otras instituciones del barrio, como el Café Salambó o la coctelería Mutis.

5. Espai Literari
Ramón y Cajal, 45 (Gràcia)
espailiterari.com


Aureli Vázquez y Inma Santos, periodistas y escritores –autores de “La Barcelona invisible”–, abrieron en octubre de 2013 Espai Literari, una librería “especializada en editoriales pequeñas y autores por descubrir”, incluyendo libros autoeditados, ediciones limitadas e incluso ejemplares únicos. Desde el punto de vista comercial, la apuesta puede parecer arriesgada. Pero como su nombre sugiere, la librería no pretende ser únicamente un punto de venta, sino un polo de atracción de lectores y escritores, un contexto construido a base de organizar actividades de formación, presentaciones y charlas. Puntualmente, los impulsores de Espai Literari ejercen también como editores.

6. Llibreria Pròleg
Sant Pere Més Alt, 46 (Sant Pere, Santa Caterina i la Ribera)
facebook.com/llibreriaproleg


Si bien es consciente de que atrae a un público minoritario, Pròleg ha mantenido la línea con la que fue creada: es una librería especializada en temáticas vinculadas a la mujer y abarca literatura, poesía y escritos sobre feminismo y cuestiones de género. Tiene un importante fondo de poesía de mujeres y una cuidada selección de literatura infantil y juvenil cuyas historias no reproducen patrones patriarcales ni presentan personajes o situaciones sexistas. Fundada en 1991 por un grupo de mujeres vinculadas al feminismo, las socias a cargo de la librería han ido variando durante estas dos décadas; hoy la cara visible del proyecto es Núria Monrós, que sigue trabajando para fomentar la literatura escrita por, sobre y para mujeres. Desde su creación, Pròleg se constituyó como un proyecto pionero en la organización de tertulias literarias y talleres de escritura creativa, y acumula un historial de actividad muy intensa. A punto de cumplir cinco años desde que se trasladó de sede –no es el primer caso de librería expulsada de su local original por la especulación inmobiliaria–, Pròleg sigue siendo un espacio de encuentro y apostando por un criterio poco comercial: no ofrece clásicos literarios escritos por hombres.

7. La Ciutat Invisible
Riego, 35-37 (Sants)
laciutatinvisible.coop


Sants ha sido históricamente un importante foco de desarrollo del cooperativismo obrero en Cataluña, y hoy esa herencia se traduce en que sigue siendo uno de los barrios de la ciudad cuyo tejido cooperativo y asociativo está más arraigado en la vida comunitaria. En este contexto, La Ciutat Invisible nació hace 9 años junto a la plaza Osca con la voluntad de cubrir la necesidad de acceso a contenidos críticos del área de ciencias y movimientos sociales que, como lectores y activistas, habían detectado desde el colectivo responsable del proyecto. Más allá del propósito inicial, La Ciutat Invisible es una fuerza activa en la construcción de alternativas económicas, laborales y culturales, que toman la forma de charlas, presentaciones de libros, recitales poéticos, itinerarios temáticos… La librería se ofrece como punto de difusión de proyectos microeditoriales, como espacio para acercarlos al público. Sus áreas de actividad incluyen además un servicio de diseño gráfico y venta de ropa.

8. La Caníbal
Nàpols, 314 (Camp dʼen Grassot / Sagrada Família)
twitter.com/lacanibalpiula


La Caníbal nació en febrero de este año con la intención de inscribirse en la tradición que entiende la librería como un espacio de debate, de cultura y de política. Es una cooperativa de trabajo asociado sin ánimo de lucro fundada por tres socias auto- ocupadas que provienen del ámbito de la producción cultural: Julia Montilla, Amanda Cuesta y Jesús Arpal. El proyecto se define como librería-centro sociocultural especializada en humanidades y pensamiento crítico, que quiere contribuir a una transformación radical orientada hacia un horizonte anticapitalista, (trans)feminista y descolonizado. Sus trabajadoras –que rechazan de pleno la etiqueta de emprendedoras– agrupan el conjunto de títulos que ofrecen bajo la denominación global de ʻherramientas de transformación social”. Los contenidos funcionan como punto de partida para trazar puentes entre teoría y aplicación práctica, para debatir, por ejemplo, sobre economía crítica, soberanía alimentaria o austericidio y precariedad. Entrar en La Caníbal es aceptar una invitación a participar en la construcción de un espacio comunitario de intercambio cultural, político y social.

9. Llibreria Calders
Passatge Pere Calders, 9 (Sant Antoni)
facebook.com/lacalders


De las aquí reseñadas, la Calders es la librería más joven: abrió sus puertas dos semanas antes del día de Sant Jordi en una antigua fábrica de botones del barrio de Sant Antoni. Desde que se conocieron, Isabel Sucunza y Abel Cutillas –ambos escritores– habían fantaseado con la posibilidad de abrir una librería que fuera un punto de encuentro entre el mundillo literario barcelonés de habla catalana y castellana, dos entornos que percibían como separados y que, a su modo de ver, podían dar mucho de sí si se mezclaban. Con ese propóstio, la Calders, que toma su nombre del pasaje en el que está ubicada, ofrece –además de un fondo de poesía, narrativa y ensayo– un espléndido espacio industrial recuperado en el que se organizan actividades con trasfondo literario y que alberga también un pequeño bar.

10. Nollegiu
Amistat, 22 (Poblenou)
nollegiu.cat


Nollegiu forma parte también de la nueva ola de librerías que está surgiendo en Barcelona. El pasado mes de octubre, Xavier Vidal, periodista de oficio, abrió esta librería en Poblenou –según se dice, hoy por hoy es el barrio del futuro– con un propósito que se suma al trabajo que la librería Etcètera lleva treinta años haciendo en el barrio: crear un espacio donde poder elegir bien las lecturas, donde tomar un café y ʻprobarseʼ los libros antes de llevárselos. La lectura, dice Xavier, es una cuestión de espacio y de tiempo, y eso es lo que ofrece Nollegiu. Al criterio del librero –cuya apuesta personal es la poesía–, que ha sido la base para constituir el fondo de títulos, se le han ido sumando las sugerencias y aportaciones de los lectores, convirtiéndose en un work in progress contínuo. Se programan también actividades que intentan salirse de la norma, como por ejemplo los diálogos –que no presentaciones– entre autores, libreros y público, o el combate poético en la calle, celebrado recientemente con motivo de la Semana de la Poesía.

Barcelonés está editado por
Until We Change It.

Contactar para oportunidades de
Publicidad.

Política Editorial